El Instituto Estadístico de los Trabajadores (IET) que depende de la Universidad Metropolitana para la Educación y el Trabajo  (UMET), ha publicado en un informe que el 10 % de los trabajadores registrados que menos ganan sufrió la inflación de manera más intensa: un 29, 1% interanual (septiembre 2016 septiembre 2017), que son 5 puntos porcentuales por encima del 24,2 % que marcó el INDEC – GBA. En tanto, el trabajador mejor remunerado sufrió una inflación del 23, 5 por ciento.

Si se recuerda que en el primer año del Gobierno de Macri, la inflación fue del 40 %; la más alta en 25 años. En este 2017, la meta de terminar el año con la inflación  entre el 12 % y el 17 % quedo enterrada por el 17,6 % que sentenció el INDEC, cuando faltan aún tres meses para terminar el año.

Con estos datos se desprende que la AJB ha cerrado dos paritarias por debajo de la inflación, la última se ha firmado con la cláusula gatillo. No ha aclarado los compañeros de la conducción de AJB que medición tomaran en cuenta para confrontar los datos. La actualización automática se incorporó en la paritaria de los estatales bonaerenses a fines 2016 con el propósito de forzar un acuerdo del 18 % que sirviera de pauta para el resto de los gremios.

Decimos que se debería aclarar dado que este año conviven tres modalidades de cláusulas atadas a la inflación.

La cláusula gatillo no se cumplió en 2016. Si tampoco se cumple en 2017, podría derivar en pérdida de credibilidad antes de las paritarias 2018.

En tanto que la Gobernadora Vidal ya anticipó  la oferta salarial para los trabajadores púbicos de la provincia que será del 10 % para el año 2018.  A la vez que luego de las elecciones Nacionales del 22/10 el IPS, se “armonizará” al ANSES; frenado en el senado de la provincia. A la vez que se destrabará la nueva ley de ART y también se seguirán con reformas al estatuto docente, la Policía y el Poder Judicial que la Corte acompañaría.

Es necesario por parte de la conducción de la AJB una estrategia conjunta y no aislar a la oposición de las negociaciones con el Gobierno y la Corte. Aislados no han conseguido avanzar en los reclamos. – el 3 % de antigüedad, convenios colectivos, la liquidación a la porcentualidad, bloqueo titulo para los peritos, etc-  . Así seguimos retrocediendo no sólo en salarios sino en reclamos históricos de los trabajadores judiciales.

 

 

 

Notas relacionadas: